viernes , 19 julio 2024
viernes , 19 julio 2024
Home Notas Convertir a un jefe en un líder 
Notas

Convertir a un jefe en un líder 

Imponer un criterio único o escuchar al equipo, dar órdenes o persuadir, exigir rutinas monótonas o plantear nuevos desafíos. A través del programa de entrenamiento EPEP, es posible potenciar las habilidades de liderazgo de las personas y así mejorar el rendimiento de las empresas. 


Por: Ana Péres y Eduardo Berteuris. 

Para crecer y perdurar, las organizaciones dependen del liderazgo de sus dirigentes. Cuando un grupo de personas se asocian con un fin común y distribuyen entre ellas las tareas, necesitan una figura que las guíe, las estimule, tenga claro el objetivo y sepa reconocer quiénes son los más idóneos para cada misión. Especialmente, si el proyecto es de mediano o largo plazo, porque en cada etapa habrá que resolver conflictos, adecuarse a contextos cambiantes y mantener alto el espíritu colectivo. Esto vale tanto para las empresas como para las entidades sin fines de lucro y los equipos de fútbol o de cualquier otro deporte. 

Una organización puede tener una planificación adecuada, un seguimiento minucioso del cumplimiento de los pasos previstos y, además, los conocimientos y recursos necesarios, pero igualmente puede fracasar si le falta alguien que lidere todo ese esfuerzo. Un líder es quien da órdenes y obliga al resto a ejecutarlas. 

Es alguien capaz de influir en otros y lograr que lo sigan, no por miedo, sino porque reconocen en él una autoridad que se ejerce sin la amenaza de sanciones. Esa capacidad es una diferencia importante entre un líder y un jefe, y no es la única.

Más allá de estas diferencias en el gerenciamiento, un jefe y un líder no tienen que ser opuestos. El equilibrio ideal para encabezar un proyecto colectivo es combinar el poder institucional del jefe y el poder personal del líder, la determinación y la perseverancia del primero con la flexibilidad y la capacidad de establecer relaciones interpersonales positivas que tiene el segundo.

Las empresas organizan sus recursos humanos con jerarquías definidas y hoy se sabe que el tipo de relación que los gerentes establecen con sus subordinados incide en la productividad. Hasta no hace mucho tiempo, esa relación estaba marcada por la obediencia y el sometimiento a normas estrictas. En la actualidad, con los liderazgos asertivos se consiguen mejores resultados. Un jefe no triunfa si su equipo está desmotivado o es mediocre. Un líder asertivo es el que sabe comunicar y delegar, reconoce los logros de sus colaboradores, corrige los errores sin castigar, se rodea de gente capacitada y talentosa, genera lazos de confianza y fidelidad y guía a su equipo hasta la meta. El estilo de gerenciamiento basado en el liderazgo es el más productivo, ya no hay dudas de eso.

El Programa de entrenamiento epep para líderes potencia las habilidades innatas para liderar que todos tenemos. Tal vez te hayas esforzado en la facultad y sigas tomando cursos para capacitarte en tu área profesional y eso, por supuesto, es muy valioso, pero la acumulación de conocimientos no mejora las cualidades de un líder. Lo que optimizará tu liderazgo será el trabajo que hagas para modificar los límites que te pone tu propio inconsciente.

En tu mente están los recursos que necesitás para desarrollar tu liderazgo, para ser cada día un mejor jefe y quien guíe e inspire a otros a dar lo mejor de sí mismos. Gracias a los ejercicios y las técnicas del entrenamiento epep vas a ver cómo dominás habilidades para proyectar a largo plazo, estimular, delegar, confiar en los demás y, a la vez, generar confianza en ellos, conducirlos y crecer sin perjudicar a otros. A través de la reprogramación de tu mente vas a potenciar tus capacidades como líder para que tanto vos como tus colaboradores progresen juntos. Y, cuando un liderazgo es así de positivo, las empresas triunfan.

Es hora de aprovechar las cualidades beneficiosas de los jefes, como el autocontrol y el pulso firme ante las crisis, junto con las habilidades “blandas” de los líderes, vinculadas al lado emocional y empático de las relaciones interpersonales.Un buen equipo de trabajo y una empresa exitosa son el reflejo de los buenos líderes.

Diferencias entre jefe y líder

  • Un jefe busca asegurar los objetivos con determinación e impone sucriterio. El líder confía en sus razones, pero escucha a todos.
  • Un jefe no explica el porqué de sus decisiones. El líder sabe comunicar y, cuando delega una tarea, explica los motivos e involucra a los demás para que se sientan protagonistas del proyecto.
  • Un jefe considera que admitir un error lo debilita frente a sus subordinados. El líder es capaz de ajustar o cambiar sus decisiones si otro presenta una idea mejor que la suya.
  • Un jefe da órdenes. El líder persuade.
  • Un jefe teme a cualquiera que represente un desafío a su poder y busca un entorno que no le haga sombra. El líder busca a los mejores para armar su equipo.
  • Un jefe toma las decisiones en solitario y tiene información privilegiada propia del cargo. El líder hace que la información fluya, convoca a todos a participar para obtener distintos puntos de vista y estimula la creatividad para que aparezcan soluciones innovadoras.
  • Un jefe mide el rendimiento de su equipo a través de una planilla y hace oídos sordos a las necesidades laborales o personales. El líder se preocupa por el bienestar de su equipo,tanto dentro como fuera de la empresa.
  • Un jefe exige rutinas y procedimientos monótonos. Un líder plantea nuevos desafíos y hace que los procesos sean tan atractivos e importantes como los buenos resultados.

Related Articles

Notas

Picadas, artesanías y shows: así será 48º Fiesta Nacional del SALAME QUINTERO en MERCEDES

La localidad bonaerense de Mercedes celebrará entre el viernes y el domingo...

Notas

Yacaratiá, la increíble MADERA de MISIONES que es COMESTIBLE

Un ingeniero forestal fue quien descubrió esta rareza gastronómica, que ya se...

Notas

Aprendieron los SECRETOS del ACEITE de OLIVA en ESPAÑA y ahora elaboran un PRODUCTO premiado en la ARGENTINA

Pablo y Vanina vivieron unos años en Cataluña, España. Absorbieron toda la...

Notas

LEYENDA, Carrulim, CAÑA con RUDA: un recorrido por el RITUAL de la PACHAMAMA

Aunque en la Argentina se popularizó que el primero de agosto se...